Visiones de la Historia (I)

Visiones de la Historia (I):
Profanos

La Historia es la prostituta de Babilonia. Los historiadores lo tenemos asumido. Pero todo tiene un límite, ¿eh?
El capullo de turno la deforma a su antojo y suelta su mierda al mundo. Donde el capullo podemos ser los aquí firmantes. Y cualquier otro, ya tenga formación o sea un completo inepto. Bien es cierto que muchas veces los peores son los que tienen formación, pero hoy hemos venido a hablar del resto.

Clío, queridos lectores, es la musa más violada de entre todas las musas, con permiso de Euterpe. 
Prepárense.
Andábamos navegando por la web (primer error), cuando nos topamos con un artículo titulado "10 grandes genios de la historia que en realidad eran personas muy malvadas". Pulsamos, claro (segundo error). Era de estos artículos de tipo viral que están tan de moda. Así del rollo de "Cosas que nunca debes decir a un historiador" o "10 problemas a los que se enfrenta un historiador/arqueólogo", por poner un ejemplo aleatorio y sin conexión alguna con nosotros.
Y nos ha entrado la ira que insufla Clío cuando se cansa de violaciones en esos locos que se hacen llamar historiadores. O que lo intentan. Ahora somos como una especie de Hulk raro con libros polvorientos. Nah, es coña.

Excusatio non petita, accusatio manifesta

Pero nos da igual: una cosa es hacer humor (o intentarlo), lo que te deja un margen de error para llegar a la hipérbole y provocar la risa. Eso es un punto. El otro es pisar la mierda y hundir la pierna hasta la rodilla, pero, ¡eh!, con toda la idea. Aquí lo que queríamos era el sensacionalismo gratuito, así que vamos a decir que Aristóteles era un tipo malo con las mujeres.

Mire usté -que diría cierto expresidente-, pues sí, no sería el mejor ser humano sobre la Tierra, pero por favor, cuando hable de un tipo que vivió, así a ojo, hace 2400 años, pues mire, a lo mejor no debería tener en cuenta el pensamiento de hoy en día en lo referente a las mujeres (porque dicen los iluminados que es que consideraba al sexo femenino inferior. Un griego del siglo IV a. C.). Vamos, a lo mejor no es lo más indicado. No es indicado para hablar de alguien que vivió hace 100 años lo va a ser para este señor.
¡Que una mujer inglesa de buena cuna del siglo XIX era elitista! ¡QUÉ ESCÁNDALO! Será mejor que quememos los libros de tan despreciable persona, no sea que se nos pegue algo. Oye, y dicen que el tal Kipling ese, el del libro de la selva (Mowgli y esa gente rara que resulta que no eran gente sino animales), que era un poco racista. Bueno, damnatio memoriae, que decían los romanos.
Wagner era antisemita y Hitler lo escuchaba y blablabla. Lo segundo es harto conocido, lo primero vamos a suponer que fuera verdad. Pues mire usté -one more time- acaba de describir a la sociedad francesa de finales del siglo XIX y principios del XX -lean sobre el caso Dreyfus-. En realidad esa acusación de que era antisemita y que Hitler no-se-qué en realidad, si leemos entre líneas, sería algo así: ERA ANTISEMITA Y ALEMÁN, Y-TODOS-SABEMOS-LO-QUE-ESO-SIGNIFICA.
Año de defunción de Wagner: 1883. Año de nacimiento de Hitler: 1889. BUENO, NOS CUADRA. ANTICRISTO CONFIRMED.
Oye, Julio César, vaya un genocida el tío, ¿eh? ¿Qué es eso de hablar de él en la escuela? Vaya ejemplo de mierda le damos a nuestros hijos. Nada, otro fuera.
Y Mandela puso bombas.
Y la abuela fuma.

Que oye, que esta gente podían ser unos hijos de la grandísima puta (la abuela sobre todo), pero lo que queremos decir es que YA BASTA de juzgar con parámetros de nuestro tiempo y quedarnos tan a gusto repantigados en el sofá.
Pero eso no es todo. 
YA ESTÁ BIEN DE CUÑADISMO (en muchos sentidos, también está bien del uso de dicha palabra. "Uso y abuso del cuñadismo", por Arnold J. Absurdum. Es gracioso porque es un libro de Historia con el título cambiado y el nombre del autor también, ¿os dáis cuenta? ¿Eh?). 
Ya está bien de esas sentencias de sobremesa: "Que si Felipe II esto" "Que si el Imperio español aquello" o "Que si la República fuma".
¿Le decimos a un arquitecto como se hace un edificio? ¿Le respondemos a un jardinero que nos dice que unas plantas están mustias: "bueno, esa es tu opinión"? Pues ya está bien de ningunear y opinar sobre Historia como si todos naciésemos con una cátedra bajo el brazo. 
Ya está bien de leer mierda con nombre de best-seller rancio, periodistas del palo que adoctrinan y basura que no sabe lo que significa la palabra "bibliografía". Ya está jodidamente bien de meterse chutes de heroína en forma de tinta.
Hay buenos estudiosos de derechas, buenos estudiosos de izquierdas, buenos estudiosos de extremocentro, e incluso buenos estudiosos que están algo apartados de esas etiquetas.
La lástima es que lo que más se ve en las librerías, bien visible en los mostradores y en los escaparates, son a estos tipos que van a libro cada seis meses, y ahora te escriben sobre el Holocausto, mañana sobre Egipto, pasado sobre Buda... Lo que haga FARTA, oye.
Una propuesta. Vayan a Wikipedia pulsando sobre este nombre: Ian Kershaw. Bien, en la sección "Published works" pueden ver las obras de investigación de este señor. En 9 de 21 títulos aparece la palabra "Hitler". El resto, de una u otra manera están dedicados al nazismo o a ese periodo. Como mínimo, COMO MÍNIMO, este señor debe haber leído la repanocha de cosas sobre el austríaco para poder escribir tantérrimo. Que, mire usté, puede habérselo inventado todo, pero les decimos que no es el caso. En fin, es un tipo lo que se dice especializado, meticuloso.
Gracias a nuestro Ateísmo Todopoderoso les podemos decir que no es el único. Hay muchos nombres limpios de la mierda asquerosa (aunque sucios porque a lo mejor sus teorías sobre esto o aquello son polémicas o vaya usté a saber...): Hobsbawm, Toynbee, Carr, Tony Judt, Renzo De Felice, Arnaldo Momigliano, Georg Ostrogorsky,...

Resumiendo:
  • Menos sentencias y más argumentos razonados.
  • No se regodeen en su ignorancia. A veces no vale con leer dos frases para hacerse una opinión sobre alguien. Sobre todo si ese alguien vivió hace dos mil años.
  • Váyanse a la mierda, oye.
ENOUGH BILIS POR HOY.

PD: Señores jueces, todo lo anterior era broma.

3 comentarios:

Con la tecnología de Blogger.